Dieta vegetariana en niños – Simply Natural Fruits

Dieta vegetariana en niños

Preparar un plan de alimentación completo para niños puede ser complicado, más que nada porque deben estar hechos de manera adecuada y cubriendo todas las necesidades nutricionales de los pequeños del hogar. Pero, si a esto le sumamos que la dieta debe ser para niños vegetarianos puede ser todo un reto para los nutricionistas y los padres de familia.

La alimentación vegetariana tiene grandes beneficios para la salud y también para el planeta; por un lado, disminuye la probabilidad de enfermedades crónicas como la diabetes, hipertensión, obesidad, cáncer y problemas relacionados con el corazón y por otro lado, promueve un uso consciente de los recursos hídricos, evita la explotación de animales y de la tierra.

 

Dentro de las principales dudas que surgen para quienes quieren apostar por el vegetarianismo o veganismo es si este tipo de dieta es capaz de cubrir todas las necesidades nutricionales durante las distintas etapas de la vida… la respuesta es ¡totalmente sí!

 

Como en todo, la clave es el balance para poder crear una dieta que proporcione todos los nutrientes: que además de ser rica en fibra, sea también buena para la salud de nuestros niños y para esto, debe ser variada en frutas, verduras, legumbres, frutos secos y semillas.

 

En Simply to Go te contamos cuáles son las necesidades nutricionales de los niños vegetarianos y algunas recetas saludables y sencillas que puedes incluir en el menú de tus pequeños.

 

¿Qué vitaminas, minerales y nutrientes no deben faltar en una alimentación vegetariana para niños?

 

Los expertos en nutrición recomiendan que la dieta en niños vegetarianos debe ser poco restrictiva en cuanto a los grupos de alimentos para asegurar que reciba todos los nutrientes esenciales: proteínas - hidratos de carbono - grasas, que ellos necesitan para su crecimiento, independientemente de si son vegetarianos o no.

 

Es importante promover buenos hábitos alimenticios en los hijos desde que son pequeños para que crezcan saludables y sepan el papel que juega cada grupo alimenticio en su desarrollo y bienestar. Para quienes optan por una dieta vegetariana en niños, toman una buena elección siempre y cuando se cubra el requerimiento de nutrientes esenciales que ellos necesitan.

 

Estos son los nutrientes esenciales que no pueden faltar en una dieta para niños vegetarianos:

 

  • Calcio y vitamina D: Ayudan al crecimiento en diferentes etapas de desarrollo, además de que son conocidos por prevenir la osteoporosis en la vida adulta. Estos nutrientes los encontramos en alimentos como los champiñones, avena, semillas de girasol, zanahorias y también con una exposición moderada al sol.
  • Hierro y zinc: Estimulan el desarrollo de la capacidad intelectual y protegen a los niños de las infecciones. Los encontramos principalmente en las verduras y legumbres de hojas verdes, la cebolla y el pepino, entre otros.
  • Vitamina B12: Pertenece al grupo del complejo B y ayuda a los niños a obtener la energía de los macronutrientes. Esto lo obtenemos de alimentos como el huevo, la leche y los derivados lácteos, pero también de las levaduras nutricionales y suplementos.
  • Fibra: Los niños suelen presentar problemas de estreñimiento ocasionalmente, pero en el caso de los niños vegetarianos puede que este no sea un problema común ya que ellos obtienen la fibra fácilmente de las frutas y verduras. Recuerda siempre ofrecer suficiente hidratación con agua de calidad para mejorar su absorción, sobre todo en la comida vegetariana.
  • Omega 3: Es clave en el desarrollo neurológico de los niños, así como en su vista. Los alimentos recomendados como fuente de Omega 3 son las semillas de linaza, las nueces, chía, tufy y soya.
  • Proteínas: La leche materna es la mejor fuente de proteínas, pero cuando los hijos empiezan a crecer se puede obtener de alimentos como cereales, lentejas, frutos secos, semillas, espinaca, quinoa, garbanzos y hongos.
  • Energía: El aguacate, el queso, los frutos secos y las lentejas son excelentes fuentes de energía que mantendrán al niño activo durante el día.

 

 

 

Hábitos alimenticios recomendados para niños vegetarianos

 

  • Establece horarios fijos para cada comida: Les ayudará a adquirir hábitos alimenticios saludables y a sentirse satisfechos a lo largo del día. Además, reduce la probabilidad de “picar” entre comidas y evitar la comida chatarra.
  • Comidas en familia: Son una excelente oportunidad para reforzar los vínculos afectivos entre padres e hijos y también para el desarrollo de sus habilidades sociales.
  • Enséñales la importancia de masticar bien sus alimentos: Además de tener una mejor digestión, le enseñas a disfrutar más su comida y a disfrutar ese momento tan especial e importante sin distracciones. Muchos expertos se refieren a esto como alimentación consciente.
  • Prueba nuevas recetas: Una dieta vegetariana no tiene porqué ser aburrida. Existen una variedad de platos y combinaciones que además de ser deliciosas y nutritivas, serán divertidas.
  • No saltarse las comidas principales: El desayuno, almuerzo y cena son fundamentales para un buen desarrollo y nutrición. Proveer alimentos ricos en nutrientes, proteínas, grasas y vitaminas es clave para la salud de los niños vegetarianos.
  • Cubre sus necesidades nutricionales: Mientras más pequeño sea el niño, más exigentes serán sus necesidades nutricionales. Esto no tiene que ver con el hecho de que su estómago sea más pequeño sino con que debe recibir lo necesario para garantizar un crecimiento y desarrollo óptimo. Uno de los errores más comunes es que se incluye demasiados alimentos con fibra, pero el exceso de esta puede ocasionar gases y diarrea.

 

Los niños que prefieren una dieta vegetariana necesitan un menú variado con alimentos que les brinden alta densidad energética para que se pueda cubrir de manera adecuada todas las necesidades durante su etapa de crecimiento porque esto impactará no sólo en su presente sino también en su futuro.